sábado, junio 6



Pero la acepto,
la vuelvo de mi sangre.
Gotea. Gotea.,
y baila con migo.

Me alejo como el sol,
pero no importa cuanto pase
cuantas constelaciones vuelvan a su sitio,
volveré a su beso.

De mi óxido saldrán mil palabras.
Se configurarán como piezas de un teatro exótico;
Como una antigua guerra por el fuego;
Como la codicia que destruyó al Perú;
Como profundidad; como energía;
Como viento y marea;
Como alcohol y letra;
Como arriba y abajo.

Decantarán en el vació.

2 comentarios: